El Acelerador de Transición Energética es un plan de compensación de carbono que se presenta como un voto de confianza para el mercado.

John Kerry, el enviado climático de Estados Unidos, presentó ayer (9 de noviembre) en la COP27 el Acelerador de Transición Energética (ETA por sus siglas en inglés): un plan de compensación de carbono que se presenta como el voto de confianza que el mercado necesitaba.

El Acelerador de Transición Energética es una iniciativa público-privada para financiar proyectos de energía renovable a través de compensaciones de carbono, con el propósito de acelerar la transición de energía limpia en los países en desarrollo. Como dijo nuestro CEO Francisco Benedito en una carta al editor publicada en el Financial Times el 10 de noviembre, la iniciativa es exactamente lo que necesita el mercado de carbono.

Capital privado al servicio de la acción climática

Al anunciar el programa en la COP27, Kerry dijo que el Acelerador de Transición Energética es una forma en que el capital privado apoya el trabajo de los gobiernos y las ONG en la transición a fuentes de energía renovable. “Nuestra administración está trabajando tan duro como puede para cumplir la promesa del presidente Biden de cuadriplicar el apoyo climático de EE. UU. para 2024. Estamos absolutamente comprometidos a hacer nuestra parte. Pero ningún gobierno en el mundo tiene suficiente dinero para hacer este trabajo. Solo tendremos éxito con una inyección masiva de capital privado”, señaló.

Bajo el esquema, los países en desarrollo podrían generar créditos de carbono cerrando plantas de energía basadas en combustibles fósiles y adoptando fuentes de energía más limpias. Estos créditos podrían luego venderse a corporaciones globales que buscan compensar sus propias emisiones.

La transparencia será clave para el éxito

En un momento en que a veces se cuestiona la credibilidad de las compensaciones de carbono, la iniciativa de Kerry confirma la validez de este mecanismo de financiamiento climático, cuando se implementa de manera transparente.

Pero como explica Benedito en su carta a este editor, el verdadero trabajo empieza ahora. “Para que este programa funcione, debe ejecutarse con precisión y transparencia. Las empresas que compren estos créditos querrán saber de qué país e iniciativa de descarbonización se generaron, y pedirán una garantía de que los créditos no se pueden vender más de una vez,» explica.

Por supuesto, la tecnología blockchain puede respaldar estos esfuerzos como una infraestructura confiable que permite a las partes interesadas rastrear transacciones de compensación de carbono, aumentando la confianza, la transparencia y la credibilidad en el mercado. En ClimateTrade esperamos que el Acelerador de Transición Energética siga las mejores prácticas y aproveche la experiencia técnica y comercial de todo el ecosistema del mercado de carbono.

Más sobre este tema:

  • El Foro de Innovación Sostenible de la COP27 fomenta los mercados de carbono