Con ClimateTrade, las organizaciones pueden calcular fácilmente sus emisiones de CO2.

Ante la fuerte discusión sobre la crisis climática y la urgencia de tomar acciones efectivas para reducir las consecuencias del calentamiento global, muchas empresas empiezan a trabajar en sus objetivos ESG (Ambiental, Social y de Gobierno). Entre los cuales está el “cálculo de la huella de carbono”, que les permite visualizar un panorama claro de los impactos causados al medio ambiente resultantes de sus modelos de negocio.

 

¿Sabes que es el Protocolo de Gases de Efecto Invernadero (GHGP)?

Las organizaciones han adoptado los estándares establecidos por el Protocolo de Gases de Efecto Invernadero (GHGP) pues proporciona estándares de contabilidad,  herramientas de cálculo y de presentación de informes.

Este protocolo establece un marco integral, global y estandarizado para medir y gestionar las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) de las operaciones, de las cadenas de valor, o de los productos para las empresas y organizaciones.

 

Cálculo de la huella de carbono, contabilización de emisiones

Con este protocolo las emisiones se pueden clasificar en tres ámbitos: 

clasificacion-emisiones-CO2

Alcance Uno: Emisiones directas de GEI

Incluye todas las emisiones directas de GEI de una empresa, como son las de combustión de combustibles en sus instalaciones (por ejemplo, gas natural, propano, fuel, oil, etc). También las de los combustibles para flotas de vehículos de la empresa (de mercancías y de personas). Se pueden empezar a contabilizar a partir de las facturas de los proveedores con el desglose de los litros o metros cúbicos que suministran.

 

Alcance Dos: Emisiones indirectas de GEI asociadas a la electricidad

Emisiones indirectas de GEI generadas por la electricidad, el calor o frío de procesos, o de vapor usado en procesos. Se pueden empezar a contabilizar a partir de las facturas de las compañías de suministros energéticos con el desglose de los kilowatioshora, termias o metros cúbicos que suministran.

 

Alcance Tres: Otras emisiones indirectas

Otras emisiones indirectas de GEI. Incluye las que no se cubren en los dos alcances anteriores dentro de la cadena de suministros. Suelen centrarse en las actividades de los proveedores y de los distribuidores, o sea, todo lo que se produce fuera de las instalaciones y edificios propios por lo que serían las más complicadas de identificar. 

 

¿Qué incluir en el Alcance 3 de la Huella de Carbono de una Organización?

En especial se recomienda incluir:

  • las emisiones de los medios de transporte usados en los desplazamientos de los trabajadores desde su residencia hasta su puesto de trabajo, ida y vuelta
  • las emisiones de los viajes de empresa por directivos o mandos intermedios, en especial los vuelos aéreos, los desplazamientos en coche particular o alquilado, las estancias en hoteles, los trayectos en barco o ferry
  • las emisiones de los servicios informáticos externos o subcontratados, como los servicios en la nube
  • las emisiones de las empresas de logística de recogida o de entrega de los productos

Cabe destacar que las emisiones de Alcance Tres en determinados sectores es la mayor fuente de emisiones, sobre todo por parte de los proveedores, distribuidores o transportistas.

Para ayudar a las empresas conceptualmente con el cálculo de la huella de CO2, la actividad principal que se lleva a cabo en las instalaciones propias se divide en actividades “aguas arriba” y “aguas abajo”.

Las emisiones “aguas arriba” incluyen las que ocurren en el ciclo de vida de un producto, desde la compra y entrada de las materias primas o componentes, toda la fabricación, hasta la salida de las instalaciones del fabricante o productor.

Mientras que las emisiones denominadas “aguas abajo” ocurren en el ciclo de vida de un producto después de la venta, es decir, incluyendo la distribución y almacenamiento, el uso del producto y hasta el final de su vida útil. 

 

API ClimateTrade:  gestiona y contabiliza las emisiones de CO2

APICon el fin de que las grandes empresas multinacionales o contaminantes corporaciones puedan reducir la huella de carbono del Alcance 3, por ejemplo, implicando a sus proveedores, se disponen de avanzadas herramientas digitales, como es el caso de la API de ClimateTrade: una Application Programming  Interface customizada para cada sector que permite gestionar y contabilizar las emisiones de los integrantes de la cadena de suministro y sus compensaciones. 

Gracias a la tecnología descentralizada de blockchain, se genera consenso y reglas claras entre proveedores y se puede contar con un dashboard de control qué permita animar a los proveedores a ser carbono neutral mediante offsets online. En el marketplace de ClimateTrade los integrantes de la supply chain pueden compensar el alcance uno a través de los derechos de emisión EUAs, y en el caso del alcance dos con certificados de origen energía renovable o IRECs.

 

¿Interesado? Completa tu registro y habla con nuestros especialistas. 

 

Artículo redactado por Francisco Martín, Head of Engineering.